Àngels Grases: “Los libros feministas promueven una cadena entre mujeres”

Ángels Grases es una de las cofundadoras de la librería Pròleg que, desde 1991, promueve la literatura feminista a través de talleres, tertulias, y seminarios.  En su librería, todo es de mujeres y para mujeres. La propuesta es aportar a la revolución feminista “desde el silencio”. Hace 25 años, Grases tomó la iniciativa de responder a una necesidad que percibió tras el vacío que dejó el cierre de la librería Les Dones.

ROSY PALOMBO

¿Qué la impulsó a apostar por la literatura de género?

Barcelona tenía un vacío tan grande que consideramos que el movimiento feminista debía ocupar un espacio, dado que todas las grandes ciudades tenían su librería feminista dedicada a la literatura de mujeres. Creo que tanto la ciudad como las mujeres nos merecíamos ocupar este vacío.  

Ángels Grases, Libreria Próleg, Barcelona, 18.04.2018
Ángels Grases en la Librería Próleg, Barcelona, 18.04.2018 Foto: Asli Yarimoglu

En una entrevista concedida a “El Periódico” explicó que los libros le han salvado la vida en más de una ocasión. ¿Considera que desde Pròleg se promocionan libros que también pueden haber sido positivos y salvado otras vidas?

¡Totalmente! Cuando la mujer está confundida no solamente tiene que ir, tal como está establecido, a un terapeuta, existen también otros medios. Hay colectivos de mujeres, librerías de mujeres, hay redes donde nos ayudamos. Los libros son un medio muy importante. Estoy convencida y lo he visto aquí en todos estos años. Una lectura, si estás abierta y predispuesta a que el mensaje te llegue, genera un cambio es seguro.

¿Qué función cumple la literatura en el crecimiento del movimiento feminista?

A partir de mi experiencia diría que es un complemento, porque los textos escritos por mujeres ayudan al debate. Los libros feministas promueven una cadena entre mujeres. Cuando lees un libro, luego se lo recomiendas a otra para que también lo lea y poder discutirlo, y después a otra más. Entonces, los textos escritos por mujeres abren el debate, el pensamiento, la mente, y nos ayudan a discutir. Es una revolución silenciosa.   

 

Libreria Pròleg, Barcelona, 18.04.2018
Retrato de Frida Kahlo en la Libreria Pròleg de Barcelona. Foto: Asli Yarimoglu

¿Cómo ha sido la evolución de su librería en sus 25 años de historia?

Ha sido una gran evolución. Desde el punto de vista social, ha ocupado un espacio político porque la intención de nuestro proyecto, la cual hemos cumplido, era que fuera un espacio independiente de la política institucional. Por lo tanto, no hemos tenido ninguna presión de ningún tipo. Esto es muy rico a la hora de desarrollar un proyecto, nos daba fuerza para salir adelante a pesar de todas las dificultades. Sería mucho más fácil, como es el caso de otras librerías, recibir apoyo económico de una editorial o institución. En nuestro caso, hemos tenido que subsistir sólo con las ventas. Esto ha sido muy duro y sigue siéndolo, pero la evolución está en que cada vez la sociedad, sobre todo los jóvenes, ha tomado más conciencia de que estos espacios políticos son importantes y que para que puedan sobrevivir es necesario que se compren libros.

¿Cuál es su visión de futuro dado el crecimiento que ha tenido el movimiento feminista?

Es muy incierto, sobretodo por las nuevas tecnologías. Tuvimos un bache muy fuerte hace cinco años porque estaba todo en la red. Aquel que no tenía poder adquisitivo descargaba los libros, vender uno era como una heroicidad. Ha habido un resurgimiento creo que a raíz de todo lo que trabajamos en los años noventa, tertulias, promociones, que están dando sus frutos. Ahora está en auge, estamos asombradas de todo lo que está saliendo del mercado feminista. Cuando antes costaba tanto encontrar un libro de las clásicas, ahora lo están reeditando y es una cosa increíble. Entonces, ¿qué pasará con esto, nos estancamos?, ¿irá creciendo? No los sé, pero sí creo que estos espacios se transformarán en un futuro, serán espacios grandes donde las mujeres se encontrarán para hacer debates. No pasará tanto por la venta del libro sino por otras cosas. Cambiará porque todo está cambiando.

¿Estos cambios supondrán un desafío para la sostenibilidad del espacio?

Yo creo que no se podrá sostener a través de la venta de libros. Pero, pensando en el futuro del pensamiento y la filosofía feminista, por supuesto, tenemos un gran trabajo hecho. La gran revolución del siglo pasado ha sido la revolución pacífica de las mujeres, esto nos tiene que significar un broche de oro y esa revolución ha de continuar, no podemos frenar. La han de continuar las jóvenes. La pregunta entonces es qué harán las jóvenes con estos espacios.

¿Su librería cumple una función social dentro de la comunidad barcelonesa?

Si, totalmente. Nos hemos convertido en un buen referente, que es una responsabilidad muy grande y un orgullo. No sólo un referente porque tengamos Másters, sino porque hemos trabajado desde la frontera, desde lo difícil. Esto se reconoce desde nuestra ciudad.  También vienen mujeres de todo el mundo, pero las que han sostenido este espacio son las mujeres de aquí. Yo lo siento así, que somos un referente social y político para esta ciudad. De hecho, es por eso que se abrió la librería, por una necesidad y esta necesidad se ha ido cumpliendo. Además, la librería ha pasado por muchos momentos, pero siempre fue apoyada por muchas mujeres del movimiento.

¿Cómo describiría ese apoyo?

No todo es la economía, es el deseo también.  El deseo es importante en los proyectos y aquí se han reunido muchos deseos. Estamos en un mundo capitalista, en un patriarcado feroz. Cuando montas un negocio, tienes que saber todo esto. Pero el deseo está y tienes que saber cómo abrirlo con todo lo que te envuelve.  Tenemos muchas colaboradoras que no cobran, por ejemplo, para Sant Jordi vienen 10 mujeres a trabajar, porque si no no damos abasto. Es aquella relación de vecindario, de mujeres que salían a los patios a lavar y se pasaban las noticias a voces. Esta cosa de vecindad que hemos perdido. Yo creo que el movimiento feminista lo recupera, porque ha seguido este hilo de las transmisión entre las mujeres.

¿Qué tipo de libros interesan más a sus clientas?

Lo que más interesa son los ensayos de pensamiento, filosofía, antropología. Libros que aborden el crecimiento personal y también lo social, lo que está ocurriendo en el mundo. De vez en cuando, también prefieren distraerse y leer una novela. Por otro lado, la poesía ha crecido mucho en la gente joven.

¿Los libros para niñas tienen un impacto significativo?

En los niños y niñas, el cuento infantil no sexista lo es todo. Hemos de empezar por los niños y niñas, educar en la sexualidad, en valores, en el no sexismo, en las diferencias. A veces, viene gente y dicen que hay pocos libros de niños. Yo les respondo que hay lo suficiente y que todos son escogidos. Cuando vendo un libro sé lo que estoy dando.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s